domingo, 30 de marzo de 2008

II Media Maratón "Ciudad de Segovia".

30 de Marzo de 2008.

21.097m – 1h49.51 (puesto.1522) (1h50.50 carrera)

Da gusto participar en citas como la de hoy, por lo acontecido. Reconozco que me sentí un “profesional” de mundo del atletismo, y me explico... Ino y yo decidimos ante el desconocimiento de la ciudad; irnos el Sábado por la tarde, como cualquier profesional, para acomodarnos en el hotel y concentrarnos para el día de después; era la primera vez que íbamos a realizar ésta secuencia de actos. Ya en Segovia y después de ver el Acueducto romano desde la distancia, insigne símbolo de ésta ciudad castellana; acudimos a nuestro hotel de concentración, el Puerta de Segovia.

Después de dejar nuestros “ropajes”, fuimos al recoger Dorsal, Chips...+ camiseta, forro, bolsito, calcetines, etc etc... empezábamos bien, estupenda bolsa agradecida para el corredor “profesional”; seguidamente nos fuimos a concentrar ante el evento de la mañana siguiente...pero no, éste “profesional” decidió junto a su chica a realizar una visita a la bella ciudad, y contemplar en la cercanía de ése instrumento que en su día llevaba el liquido elemento de un lado a otro de la ciudad. Luego subidas y bajadas, escaleras para arriba y otras hacia abajo, mas dureza para las sufridas piernas, nada recomendable para una cita del día siguiente, os lo aseguro... pero como saldría con un ritmo conservador... no digo que me importase, no... sino que no es nada recomendable, en fin, el correr también es hacer algo de Turismo, es ojear los rincones mas bellos de las ciudades encantadoras; y eso hicimos como cualquier turista, alejado al mundo running...

Con éstas intenciones realizadas en una tarde primaveral, acudimos de vuelta al Hotel, y fue allí donde de nuevamente me consideré “profesional”, si lo era, o no... era un corredor popular, tratado como un profesional, si... eso es... después de una duchita, nos vestimos un poco mas decente para acudir a una cena, que nos tenía destinada el Hotel, “Cena de la Media”, fue allí donde vimos que eramos todos atletas, todos, y todos con su “dieta” deportista a fuerza de espaguetis, pollo, ensalada, yogurt, frutas, agua... y vino... bueno Ino si que no corría. Quizás lo ideal hubiera sido bajar en chándal pero eso ya daba igual. Pudimos sentarnos junto a una pareja, que se veían ganadores, los típicos y grandiosos profesionales, (creo que ella ganó y el quedó de los 6 primeros), tenían pinta de ser de Marruecos, de éstos fondistas rápidos de el país casi vecino.

Todo era un sueño, “concentración” “trato en el hotel”, “compañeros de viaje”... situación agradable. La cena genial, me puse las botas, Ino no corría pero por su cara y por sus platos no se quedó atrás. (Era una situación novedosa). Después nos fuimos a tomar unas copas para celebrarlo... bueno eso sería en el sueño de horas posteriores... somos atletas “profesionales”. Un poleo, puso punto final a esa noche de “excesos”, y es que ésta noche éra más corta, ante el cambio de hora. Nos subimos y “nos concentramos” uno y otro...

El reloj sonaría a las 8h, ésta vez sería vestirse y bajar a desayunar con buffet libre, que peligro, pero no iba a cambiar nada de lo que acostumbro a tomar las horas previas, un desayuno corto, con zumo, alguna galleta, almendras, nueces. Y es que se agradecía de nuevo el trato del hotel a éste “profesional”, pero en ésta ocasión me reservé, no quería coger un empacho de caballo, para luego pedir una cuerda y subirse a la parte alta de la ciudad, no éra el plan. Una vez desayunado, nos desplazamos a la zona alta del acueducto (aparcar cerca era imposible, pero encontramos sitio no muy lejos), hubo corredores que desde el hotel se desplazaban andando (unos 2km).

Ya una vez aparcado y viendo que ésta pequeña ciudad estaba volcada por éste evento, acudimos a la zona de salida... la ansiada salida llenas de gentes dispuestas a disfrutar de éstos “profesionales” cerca de 3000. Todo un lujo para éste popular (que será en Madrid, con la disputa de el maratón en sus bellas calles...) correr con público y animoso, jaleando en todo momento al profesional y al “otro profesional” es algo soñado. No daba crédito de la Organización, de ahí que digo de “veterana” carrera, con solo 2 ediciones, algo increíble... y que desde éste modesto corredor y de ésta ventana hago público que para cualquier corredor popular, ésta debería ser una cita fija en todo calendario “popular”, uniendo visita a la bella ciudad.


Ya solo quedaba disfrutar, si mi intención era llevar luego un ritmo conservador viendo su dureza, y viendo que no podía arriesgar para nada, en una posible lesíón... me tomé la carrera con un muy bello entreno, con cientos de gentes... y a disfrutar de sus calles. A ino la dejé realizando un reportaje de lo más casero posible, mientras yo me preocupaba de calentar bien, ya notaba calor, pero bueno... tengo que acostumbrarme a éstas temperaturas. Pasadas las 10´30h y después de una exhibición militar de paracaidistas y homenaje a juez fallecido con el riguroso minuto se silencio; los 3000 runners pateamos los primeros adoquines, camino de la primera parte (pasaba cerca de nuestro hotel, el km2.) donde picaba un poco hacia arriba, el ritmo era el deseado dentro de la multitud. No me iba a volver loco en la parte de bajada de ése tramo, y volcarme en éstos primeros km., pasando por el km5. 25.09, luego mas bajada por un fresco parque, para situarse a las espaldas de la ciudad, y realizar la primera parte semi-dura de unos 3km, intento mantener el ritmo, pero no puedo forzar, no me conviene, no me la juego... pasando por el 9 veo a mi querida Ino, con su forro rojo, y con cámara en ristre para retratar a su “profesional”, era el final de ésta subida, y con unos metros de bajada cruzaríamos en insigne Acueducto segoviano, para poco después tener otro tramo de un leve desnivel; (bueno a mí me parecía, mas fuerte), para llegar cercana a la Catedral, al km10 en 50.32. Se iba notando la perdida de segundos en éste último tramo, pero llegaría el tramo que más sufrí, y si es cierto sufrí... me faltaron esos kilómetros semanales y entrenos con cuestas, reconozco que sin forzar, me faltaban fuerzas, pase un rato sobre todo el km.14 que se llegaba con mas de 3 de gran desnivel, por un momento y decidí parar y andar, fueron unos metros, los justos para recuperar fuerza, después de unos pasos andantes, me cogí a esa cuerda imaginaria, y terminé recuperando bien para seguir la marcha... fue un momento duro. Mi idea sobre el tiempo final, el conservador tiempo... tuvo que irse de paseo, ya tenía la idea de bajar de la 1h50.

Km15. 27.52 (1h18´24), mal parcial, pero con la sensación de haber pasado por el peor momento, ya solo quedaba la parte final, un par de largas avenidas, fue cuando por sorpresa bajo la temperatura de golpe, y ese sudor quedó frio, por lo que otro contratiempo, claro que sería ya en la parte de desnivel positivo. Ya me encontraba con la satisfacción desde la dureza, de haber completado un recorrido bello donde los haya, con una enorme animación... algo soñado para un “profesional” popular. La llegada fue algo emocionante, reconozco que se me pusieron los pelos como... ufff increíble, como si de cualquier final de etapa la Vuelta a España, el tramo final vallado para la seguridad e integridad de los valientes, después de su deambular por la villa segoviana, llenas hasta los topes... jaleando a éstos anónimos visitantes... ufff. Acabé con un tiempo que al final lo tuve que dar por satisfactorio, 1h49.51.

Bueno mis expectativas iban muy por debajo de ése registro, claro sin llegar a disputarla como para rebajar mi marca en Medio... por supuesto que no. Pero bueno tocaba sufrir y sufrir, y tocaba sobre todo no arriesgar en exceso, por sus posibles consecuencias. Luego pude contemplar como trata ésta Ciudad y ésta Organización a sus queridos visitantes. Y es que aparte de todo tipo de víveres sólidos y líquidos, entre ellos un pedazo de bocata de chorizo, birras, zumos, pastelitos, un muy logrado caldito calentito (para entonces ésta lloviendo agua-nieve, y un frio de coj...), fruta... y el equipo de masajistas, con sus bañeras de agua fría, para recuperar musculos... increíble el trato de ésta “veterana” carrera.

Luego ya con la compañía de mi querida Ino, y después de comentarle lo emocionante de todo lo ocurrido... nos fuimos a degustar unos judiones, con un sabroso cochinillo, y de ésta forma recuperar lo desgastado que fue mucho. (Luego el enorme bajon de temperatura y la copiosa lluvia, nos hizo regresar algo mas pronto de lo deseado). Y ya solo me queda decir, que ya queda un dia menos para poder disfrutar de la III Edición; señores de la Organización, y habitantes de Segovia nos vemos muy pronto. Y solo puedo decir.... GRACIAS Y ENHORABUENA.

6 comentarios:

José Manuel Torralba dijo...

Javier, ¡buena crónica!. Desde luego que dan ganas de ir a correrla (y 3000 corredores no es ninguna tontería). Vete preparando, porque si te ha emocionado la animación, cuando el 27 entres por el Retiro y cruces la meta, te aseguro que te van a caer unos lagrimones del tamaño de una picota del valle del Jerte. Un abrazo campeón.

Joan Josep dijo...

Seguro que el entorno bien vale una media maratón. Sobre la marca, despues de ver el perfil de la prueva, me parece mas que bueno. Seguro que te fue bien como entreno para Mapoma.
Un saludo.

Pablo Diaz dijo...

Parece emocionante la cantidad de gente acompañando dentro y fuera.

¡¡¡Exitos para los próximos desafíos y sobre todo para el 23!!!

David Rodriguez Roures dijo...

Ya tienes otro fuerte entrenamiento cara a la maraton,me alegro que hayas disfrutado,con tanta gente es una gozada correr,ahora a seguir con los entrenes,un saludo.

Javier HG. dijo...

jose manuel, los lagrimones... pues me voy preparando, ya que me emociono hasta con el anuncio de cola cao, ejejje.

joan, fue entreno de lo mas duro, te la recomiendo si no conoces segovia, un finde incluido con carrera.

pablo, gracias, espero que tenga buena marca éste proximo maraton tuyo.

david, gracias por tu apoyo, que viniendo de tí tiene mas fuerza, de todo un profesional.

a todos gracias, y nos vemos.

paco Montoro dijo...

Que capacidad la tuya Javier de competir, mi mas enhorabuena. He disfrutado mucho con tu entrada, Segovia tiene que ser preciosa y la media es espectacular...a ver el año próximo tuviera ocasión de participar en el evento. Un abrazo